Perder peso de forma saludable significa ofrecer al organismo la oportunidad de eliminar el exceso de grasa en lugar de agua y masa muscular, y mantener así un descenso de peso de manera permanente. Este proceso debe tomarse con calma, las dietas milagro no son la solución si se quiere mantener un peso fijo en el tiempo y sin dañar la salud. Hay que tener paciencia para adelgarzar de forma saludable.
© Copyright © 2018 Enfemenino.com - Todos los contenidos publicados en el portal de salud y medicina Onmeda.es tienen un carácter puramente informativo y no sustituyen en ningún caso la consulta médica o el asesoramiento profesional. Onmeda.es tampoco sugiere el autodiagnóstico y la automedicación. En caso de duda consulta nuestra sección de exención de responsabilidad.

Es posible que hayas leído en Internet o en alguna revista sobre la posibilidad de adelgazar 5 kilos en una semana o incluso en 3 días. Si bien no digo que esto no sea posible, lo que no cabe duda es que si lo consigues será poniendo en riesgo tu salud. Como dietista – nutricionista siempre recomendaré que sigas una dieta saludable y personalizada de acuerdo a tu gasto calórico. Huye de las dietas milagro para adelgazar rápido y orienta tu alimentación hacia el cambio de hábitos, solo así conseguirás evitar el efecto rebote y sus consecuencias.
En nutrición no somos todos iguales, ni tenemos el mismo metabolismo, ni la misma edad, gustos, actividad diaria… Por tanto, no es posible que una misma dieta sirva para todo el mundo y consiga los mismos efectos en cada una de las personas que la siguen. Lo mismo ocurre con las recetas, no todas son para todo el mundo. Te proponemos tantas recetas para adelgazar que no sabrás cuál elegir.
Una versión sintética de estas se vende como suplemento alimenticio para la pérdida de peso incrementando la síntesis de grasa e incrementando los niveles de la hormona adiponectina que se sintetiza en el tejido adiposo y participa transformando la grasa en energía que el cuerpo puede utilizar y al degradar la grasa acumulada se logra obtener una pérdida de tallas, teniendo un cuerpo con un menor porcentaje de grasa.
En resumen, para adelgazar con salud es necesario reconsiderar los hábitos de alimentación y modificar aquellos que son erróneos. Se recomienda seguir una dieta equilibrada y variada. Todo aquel que practique además actividad física moderada habitualmente y queme más calorías diarias de las que consume, puede estar seguro de que perderá peso de forma duradera y estará cuidando su salud.
Los huesos también pueden volverse más débiles debido a la falta de nutrientes, aumentando las probabilidades de sufrir una fractura cuando hacemos deporte. Si además unimos el hecho de que hay pocas reservas energéticas de glucógeno, habrá fatiga desde el momento en que comenzamos a hacer deporte, influyendo en la técnica y por tanto aumentando riesgo de lesión sobre todo en deportes más técnicos.
Como has visto hay muchas variedades y el té es siempre una buena ayuda en nuestro plan de adelgazamiento. Junto a una alimentación controlada y un buen plan de entrenamiento será un gran aliado para eliminar esos kilos de más. Aún así, si quieres algo más potente hecha un vistazo a esta otra lista de los mejores suplementos para adelgazar. En ella encontrarás lo más efectivo para quitarte de una vez por todas los kilos que te sobran. ¿Cuál te ha parecido el mejor té para bajar de peso?

Es posible que hayas leído en Internet o en alguna revista sobre la posibilidad de adelgazar 5 kilos en una semana o incluso en 3 días. Si bien no digo que esto no sea posible, lo que no cabe duda es que si lo consigues será poniendo en riesgo tu salud. Como dietista – nutricionista siempre recomendaré que sigas una dieta saludable y personalizada de acuerdo a tu gasto calórico. Huye de las dietas milagro para adelgazar rápido y orienta tu alimentación hacia el cambio de hábitos, solo así conseguirás evitar el efecto rebote y sus consecuencias.
Perder peso gracias a un tratamiento con fármacos (pastillas para adelgazar) puede parecer tentadoramente fácil a simple vista. Sin embargo, estos tratamientos son muy agresivos y sin un control médico adecuado existe el riesgo de que se presenten efectos secundarios graves. El tratamiento con estos fármacos no implica un cambio en los hábitos por lo  que el paciente suele recuperar el peso perdido al finalizar el tratamiento si no se han instaurados hábitos de alimentación correctos. En la mayoría de los casos, una reducción de peso duradera implica siempre un cambio en el estilo de vida: llevar una alimentación sana y equilibrada complementada con suficiente ejercicio físico es la mejor forma de mantener el peso ideal.
×