Es posible que las personas que comen granos enteros como parte de una dieta saludable reduzcan sus posibilidades de desarrollar algunas enfermedades crónicas. Las pautas dietéticas del gobierno sugieren que la mitad de los granos que usted consuma sean integrales. Por ejemplo, seleccione el pan que tenga el 100 por ciento de harina de trigo integral en lugar del pan blanco, y arroz moreno en lugar de arroz blanco. En la sección de Información adicional al final de esta hoja se ofrecen vínculos útiles a estas pautas y al sitio web MiPlato, que proporciona información, sugerencias prácticas y herramientas para comer de forma saludable.
¿Alguna vez has escuchado que no hay que mezclar un grupo de alimentos con otro? – “No comas hidratos y grasas porque entonces engordarás más”. Bien, pues en este método de lo que se trata es de precisamente hacer eso: aprender a combinar aquellos alimentos que sí que permiten perder grasa y adelgazar de forma eficiente así como nutrirnos con los alimentos correctos en los momentos adecuados.

Aunque no existe ninguna dieta milagrosa que te haga bajar de peso de un día para otro, hay formas muy sencillas y planes alimenticios que te ayudarán a bajar esos kilos de más y mantenerte más saludable en menos tiempo de lo esperado sin tener que sufrir. La clave está en una selección correcta de los alimentos para tu dieta diaria. Para ello debemos priorizar unos alimentos frente a otros y seguir al pie de la letra las pautas de un menú especifico, que sea moderada, variada y muy equilibrada.
Tu dietista nutricionista, deberá conocer dicho patrón alimentario por lo que buscará información lo más detallada posible para poder detectar todos los factores implicados en tu ganancia de peso y grasa corporal. Puedes llevar un diario alimentario que es un instrumento que te permitirá identificar el tipo de alimento y bebida que sueles consumir, la frecuencia con que lo haces (tanto a lo largo del día como semanalmente), e incluso las cantidades consumidas. También podrías registrar otros datos de interés, como el grado de hambre o estrés y la realización de actividad física, aspectos que también serán  determinantes.
Si has consumido cinco frutas al día y estás listo para dar el siguiente paso consumiendo aún más “alimentación adecuada”, hemos elaborado una lista de “buenos alimentos” y una lista de “malos alimentos”. Puedes imprimir las listas y ponerlas en la pared de tu cocina. Cada vez que comas algo verifica si está incluido en la lista de “buenos alimentos” o en la lista de “malos alimentos”. Si está en la lista de “malos alimentos” trata de reemplazarlo por algo de la lista de adecuada. Si no puede sustituir algo de la lista de ‘mala nutrición’ por alguna razón ¡disfrútalo y no te sientas culpable por ello!

No podríamos definir la dieta de la alcachofa como un régimen nutricional que pudiéramos seguir en el corto, medio y largo plazo. Esta, se trata de una forma de perder volumen, agua y algo de grasa corporal en un periodo de tiempo relativamente corto. Es perfecta para depurar el organismo, limpiarlo de cualquier posible toxina que los años (o los últimos excesos) hayan dejado en nuestro organismo y vernos más deshinchados.
Se trata de una dieta muy variada en la que se prima la ingesta de frutas, verduras y lácteos bajos en grasa. También se consumen cereales integrales, carne, pescado y legumbres, pero de forma más restringida. Las grasas saturadas, los azúcares refinados y los carbohidratos están prácticamente prohibidos. La dieta va acompañada de un plan de actividades de ejercicio físico y reduce a la mínima expresión el consumo de alcohol. Dado que es una dieta especialmente recomendable para tratar la hipertensión, la sal está limitada al punto justo en que nuestros guisos empiezan a saber a algo.
Apúntate a la moda de tupper y llévate la comida a la oficina, así tendrás la seguridad de saber lo que te llevas a la boca. Fuera de casa, y "de menú", es difícil que el aceite que usan para freír sea de oliva, que los alimentos sean frescos o que las grasas sean insaturadas. Además, es fácil caer en la tentación de tomar salsas, pan y postres dulces. Compra y cocina. Descubre el placer de ir al mercado y de descubrir alimentos no refinados en los supermercados biológicos. Cocinar también puede resultarte una actividad relajante y, sobre todo, podrás controlar las cantidades, los ingredientes y la preparación. Fuera de casa. Si no tienes más remedio que comer de restaurante, toma platos cuyos ingredientes se vean (pescado o carnes a la plancha, por ejemplo), huye de las salsas y de postre, tómate una infusión. Si puedes elegir, mejor comida japo.
Los asesores en pastillas para perder peso recomiendan las pastillas Unique Hoodia como un supresor del apetito efectivo. El sitio web Drugs.com explica que el Hoodia proviene del hoodia gordonii una planta de África del sur que se asemeja a un cactus. El Hoodia contiene una molécula que suprime el apetito engañando al cerebro para que piense que está lleno. El sitio web Drugs.com advierte en contra de tomar el inhibidor del apetito si tienes problemas del corazón, diabetes o un trastorno alimentario.
El  hinojo tiene propiedades importantes que combaten la inflamación. Durante mucho tiempo se ha utilizado para tratar la flatulencia y otros problemas gastrointestinales. Mientras que los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos no tienen ninguna postura sobre la efectividad medicinal del hinojo, una agencia gubernamental oficial similar a la FDA en Alemania que se centra en las hierbas dice que la planta puede de hecho ser un luchador eficaz de la flatulencia, eliminado la hinchazón y estimulando la pérdida de peso.
El Glucomanano también es uno de los métodos elegidos para reducir peso y tallas, este es una fibra obtenida a partir de las raíces de ñame elefante, también conocido como konjac y es una planta nativa del sudeste de Asia, Japón, China hasta el sudeste de Indonesia; éste actúa absorbiendo agua que se encuentra dentro de nuestro estómago, haciendo que el agua se convierta en gel que se deposita en el intestino, lo cual provoca un sentimiento de saciedad por lo cual ayuda a consumir menor cantidad de calorías y así poder utilizar las almacenadas en nuestro cuerpo mayormente en los tejidos grasos ayudando a reducir de peso y tallas.

El rimonabant es un antagonista selectivo del receptor cannabinoide-1 por lo que impide la unión de los llamados endocannabinoides a este receptor del cerebro y los tejidos periféricos, incluyendo los adipocitos. Pertenecen al denominado sistema cannabinoide. Este es un sistema fisiológico que afecta al equilibrio energético, al metabolismo de la glucosa y lipídico y al peso corporal, y en las neuronas del sistema mesolímbico modula la ingesta de alimentos tales como dulces y grasas. Si se estimulan los receptores CB1, se crean nuevas células de grasa y ésta se almacena, lo que aumenta el apetito de alimentos ricos en hidratos de carbono y grasas. Al bloquear estos receptores, el rimonabant disminuye la sensación de hambre, evitando así el consumo de carbohidratos y grasas.

×